El chicle y la salud bucal

El día 13 de enero de cada año, se celebra el día mundial del chicle, uno de los dulces o golosina más populares en el mundo y que nos ayuda para liberar estrés, aumentar la oxigenación hacia nuestro cerebro y dar buen aliento, pero es importante también conocer los daños a la salud bucal que nos puede ocasionar el consumirlo. 

Empezamos con un poco de historia, la aparición del chicle se remonta a la época prehispánica, la civilización maya usaba el chicle para limpiarse la boca antes de las ceremonias, mitigar la sed en épocas de sequía y aumentar la salivación, pero no fue hasta diciembre de 1869, que William F. Semple patentó la goma de mascar como la conocemos hoy en día, y actualmente podemos encontrarla en varias versiones, de distintos ingredientes y sabores. 

Hoy, la Dra. Ortodoncista Etna Flores de Flores Herrera Odontólogos nos comparte su opinión sobre el papel del chicle en la salud bucal, para conmemorar el día. 

La doctora en general no recomienda el consumo de chicle, sin embargo menciona que si adultos van a consumir el chicle,  que sean específicamente los que no contienen azúcares refinadas, que estén endulzados con xilitol, y de preferencia que incluya los compuestos Recaldent y Triclosan, ya que estos nos ayuda a que el flujo de la saliva sea más constante y ayudan remineralizar el esmalte de nuestros dientes, evitando la aparición de algunas bacterias.

                                               

El masticar chicle nos mantiene alerta, oxigenando más nuestro cerebro, aunque no debe hacerse por más de 20 minutos ya que trae otras complicaciones gástricas y nunca se debe sustituir el cepillado dental por el uso del chicle. 

Adicionalmente, Flores Herrera señala que los chicles que están dirigidos hacia un público infantil contienen altos niveles de azúcar refinada, que son causantes de la aparición de caries, también puede hacer que se desprenden algunas restauraciones, es decir que selladores de fosetas y fisuras se caigan, exponiendo el área afectada, es por eso que la  no aprueba el consumo de chicle en niños de forma constante, solo de vez en cuando. 

En conclusión, el chicle tiene ciertos beneficios para la concentración o cuando necesitamos refrescar el aliento, pero es importante elegir los productos correctos, sin azúcares refinadas, no masticarlos por periodos prolongados y nunca sustituir la higiene bucal como el cepillado. 

Encuentra más sobre el cuidado e higiene bucal con la Dra, Etna Flores Herrera en aquí.

luismart_ic@yahoo.com.mx

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s